Agenda Misionera

  • Animación Misionera Domund 2018
    Del 11 al 24 de octubre se realizarán actividades de sensibilización y animación misionera, con motivo del Domund, en el arciprestazgo de Agúimes, en Fuerteventura y en Lanzarote.

  • Materiales para Jornada del DOMUND 2018
    Ponemos a su disposición una serie de materiales, donde encontrarán piezas didácticas, ilustrativas, informativas…que ayudan a entender y difundir mejor el mensaje del DOMUND y también a rezar por las Misiones.


  • VI Concurso de Infancia Misionera
    Obras Misionales Pontificias convoca a todos los niños de 6 a 12 años a participar en este nuevo concurso. Donde los niños tendrán que ser redactores de buenas noticias. ¡Anímate a crear tu revista! Pueden participar desde ahora hasta el 21 de diciembre.

  • PLAY GESTO

    DOMUND EN CANARIAS - INFOGRAFÍA 2018

    NUEVO PROYECTO INFANCIA MISIONERA


    CUATRIENIO INFANCIA MISIONERA
    Descargar Guía: septiembre - octubre 2018
    Para más información sobre este proyecto pincha en imagen.

    Últimas noticias

    13 de octubre de 2018

    El Domund en Canarias

    Desde hoy hasta el próximo 22 de octubre se realizará, especialmente, una animación misionera con motivo del Domund. Donde dos misioneros estarán recorriendo las comunidades parroquiales y colegios del arciprestazgo de Agüimes y algunas zonas de Fuerteventura y Lanzarote. 


    En el arciprestazgo de Agüimes estará Carmelo Perez-Aradros León, misionero del IEME y sacerdote diocesano de la Rioja. Desde niño quiso ser misionero y en 1988 aterrizó  en Zimbabwe, hasta hace poco más de un mes que ha vuelto. Treinta años le han dado para mucho pero nos cuenta que gran parte de su labor se ha centrado en tres cosas fundamentales:  la primera, la formación de un laicado maduro, capaz de asumir responsabilidades tanto en la comunidad eclesial como en la vida publica en su empeño por el cambio de este mundo, ya hay bastantes familias con raíces cristianas profundas.  La segunda, la promoción de vocaciones a la vida sacerdotal y a la vida consagrada. Y la tercera, la auto-financiación como Iglesia local, poco a poco se van dando pasos en este sentido. Dentro de su pobreza, van generando medios para todo tipo de actividades. La gente colabora, es generosa. 






    En Fuerteventura y Lanzarote estará Óscar Arturo García Padilla, misionero de los Padres Blancos. Quien ha vivido en varias partes de África por cuestión de estudios y ministerio: Burkina Faso, Ghana y Malí; lo mismo en América: México y Canadá; e incluso en Europa: Gran Bretaña, Irlanda y ahora España. 

    Desde hace algunos años, se encuentra trabajando en Roquetas de Mar, Almería. La misión que la Diócesis de Almería le ha confiado a los Misioneros de África es la evangelización de los inmigrantes africanos en esa zona de la diócesis. Para realizar eso, por un lado, junto a su comunidad y tres catequistas (una española, otro senegalés y otro originario de Guinea Bissau), ponen su esfuerzo en la acogida y preparación de aquellas personas inmigrantes que quieren formar parte de nuestra Iglesia organizando el catecumenado en español, mandjako e inglés. Y, por el otro, a través del Centro Intercultural Afrika y con la ayuda de 15 voluntarios, preparan a las personas inmigrantes a aprender español, informática y cómo prepararse para el examen teórico de conducir, en un esfuerzo para que estas personas poco a poco se puedan sentir y saber parte de la nueva sociedad en la cual viven.

    Durante los veranos, también ofrecen la posibilidad a jóvenes de España para que participen de esta misión colaborando principalmente en “Campos Solidarios”, de tal manera que puedan estar en contacto con los niños y las niñas del barrio y que puedan conocer de primera mano la vida de las personas inmigrantes en esta parte de España. 

    Para él, es una bendición vivir la misión en Roquetas de Mar. Vivir en una frontera social, en medio de personas predominantemente inmigrantes, y pasar la mayor parte del tiempo con personas que aún no conocen explícitamente a Jesús, nuestro hermano mayor y maestro, le fortalece en el llamado que ha experimentado de ir y anunciar la Buena Nueva a toda la creación.

    Durante los próximos días ambos misioneros estarán realizando la animación misionera con motivo de la Jornada del Domund. A continuación les dejamos todas actividades que se realizarán en el arciprestazgo de Agüimes y en Fuerteventura y Lanzarote. Todos están invitados a participar en la animación, especialmente en la vigilia de oración por los misioneros que se celebrará el próximo viernes 19 de octubre, a las 20:00H en la parroquia de San José Obrero del Cruce de Arinaga.


    11 de octubre de 2018

    Otro mundo es posible

    Cambia el Mundo: la utopía misionera es posible. Así se titula la sección del Informe de la Revista Misioneros Tercer Milenio para este mes de octubre.


    José Beltrán lanza la siguientes preguntas a varios misioneros ¿es posible? vosotros ¿podéis cambiar el mundo?. Entre esos misioneros se encuentra nuestro anterior Delegado Diocesano de Misiones, Manuel de los Reyes Ramírez Medina, quien no duda en que otro mundo es posible, ¡solo basta con ponernos en las manos de Dios!.




    "Los grandes cambios en los países de misión son difíciles de captar, pero los pequeños sí se ven, tanto a nivel social como pastoral. Y de la misma manera que he visto cómo mis vecinos han salido adelante gracias a una mejor educación y sanidad, también he podido ver cómo el primer anuncio de la fe hoy se traduce en comunidades vivas". Es la conclusión a la que llega Manuel de los Reyes Ramírez Medina, delegado de Misiones de Canarias, que vio evolucionar durante nueve años a las comunidades rurales del entorno de Maputo. Tras dos años de reciclaje en España, este mes de octubre regresa a Mozambique sin billete de vuelta. "Los misioneros somos puente entre dos realidades y, por eso, he pasado este tiempo de nuevo en casa. Ya estoy con las pilas cargadas, con ganas de volver, aunque sé que hay retos difíciles, porque voy a otra región con otra lengua distinta".

    Sobre el lema del Domund 2018, lo tiene claro: "No tengo ninguna duda de que otro mundo es posible. Pero le añado mi pequeño matiz: este mundo es posible. Es verdad que a escala global se necesita una voluntad política importante que parece que no llega, pero soy un convencido de que Dios está empeñado en esta humanidad y ama a esta humanidad. Nosotros solo tenemos que colaborar con Él para hacer un mundo más fraterno, para ponernos manos a la obra". Por ello, Manolín –como se le conoce en Canarias– valora el arrojo de todos cuantos se entregan en la construcción de este nuevo orden mundial: "A lo largo de la historia se ha puesto de manifiesto cómo personas sencillas, en unos casos significativas, como Teresa de Calcuta y en otros, anónimas, pueden ser capaces de cambiar vidas y estructuras. ¡Solo basta con ponernos en manos de Dios!". 




    Descarga el Informe completo: Cambia el mundo: la utopía de los misioneros es posible.


    Fuente: Nº. 188, OCTUBRE DE 2018 Misioneros Tercer Milenio.

    10 de octubre de 2018

    Día de San Daniel Comboni

    Hoy, 10 de octubre, celebramos a San Daniel Comboni y a todos los misioneros/as combonianos/as. 


    Hoy se celebra a San Daniel Comboni fundador de los misioneros combonianos y de las misioneras combonianas. Fue un misionero infatigable que entregó su vida a África y a los africanos. Soñó y empezó a poner en práctica un plan misionero para salvar África mediante los mismos africanos, en un tiempo y en un siglo en el que las potencias europeas sólo pensaban en explotar los grandes recursos del continente: sus materias primas y los esclavos. Su vida, entregada a los más pobres y abandonados es todo un ejemplo para todos nosotros.


    ¡Feliz día a todos los misioneros/as combonianos/as! En especial a nuestras misioneras Expedita Pérez, Mª del Pino Santiago y a nuestros Delegados Diocesanos de Misiones. 


    4 de octubre de 2018

    Memoria Misionera 2017-2018

    Les presentamos la memoria misionera del curso 2017-2018 que resume toda la animación misionera que desde nuestra Delegación se ha realizado en este período.


    Nuestro objetivo para el curso pasado se centró en animar a las comunidades cristianas de nuestra Diócesis a que fueran misioneras. Que en su encuentro personal con Jesús, encontrasen la fortaleza para salir a anunciar el Evangelio, sin miedo y con valor, entre quienes les rodean y sin renunciar a la misión ad gentes.


    Gran parte de nuestras acciones de sensibilización y animación misionera  se han realizado en la Vicaría Centro - Norte de Gran Canaria, aunque también hemos tenido presencia en el arciprestazgo de Sardina-Vecindario, en Lanzarote y Fuerteventura, entre otros...

    Agradecemos a todas las personas que nos fueron acompañando en esta hermosa labor, a los misioneros Gabriel Domingo Rodríguez, Juan Carlos Díez, Rolando Ruíz, a todas las comunidades parroquiales y centros escolares que nos acogieron amablemente, gracias a todos los que pusieron su granito de arena para que todo esto fuera posible. ¡Muchas gracias! 


    3 de octubre de 2018

    VI Concurso de Infancia Misionera

    Con motivo de la celebración de la Jornada de Infancia Misionera 2019, cuyo lema es “Con Jesús a Belén… ¡Qué buena noticia!”, Obras Misionales Pontificias convoca el VI Concurso de Infancia Misionera: “¡CUENTA LA NOTICIA! CREA TU REVISTA”. 

    Se trata de que cada niño que participe se convierta en director, redactor o maquetador de su propia revista. Una revista que, como Gesto, la revista de la Infancia Misionera, anuncie la Buena Noticia de que Jesús ya está entre nosotros. 
    Quiénes pueden participar
    Podrán participar niños de educación primaria, en equipos de 2 a 6 personas, de todas las diócesis españolas. Cada concursante en función de su edad, concursará en las siguientes categorías: categoría A: para niños de 1º a 3º de primaria; y categoría B: para niños de 4º a 6º de primaria.
    Fases del concurso
    Todas las revistas deben presentarse antes del 21 de diciembre en nuestra Delegación Diocesana de Misiones.
    El concurso tiene dos fases:
    Fase diocesana: hasta el 21 de diciembre. Las revistas deben entregarse presencialmente o por correo postal en nuestra Delegación Diocesana de Misiones. Un jurado diocesano elegirá dos ganadores por categoría.
    Fase nacional: Los trabajos ganadores de las diócesis se recibirán en la Dirección Nacional de Obras Misionales Pontificias hasta el 11 de enero de 2019. Un jurado especializado elegirá las revistas ganadoras de cada categoría, que serán dados a conocer en vísperas de la Jornada de Infancia Misionera (27 de enero).
    Formato de la revista
    Las revistas se realizarán en una sola página por las dos caras en formato A4 para los participantes de la Categoría A y de dos páginas por las dos caras para los participantes de la Categoría B. La revista/boletín deberá contener diferentes secciones que narren la llegada de Jesús al mundo, haciendo así referencia al lema de la Jornada “Con Jesús a Belén, qué buena noticia”. Se podrán utilizar técnicas de acabado a mano o edición digital.
    Todos los trabajos deberán ir acompañados de la ficha de inscripción. (Descargar)
    Más información en las bases del VI Concurso de Infancia Misionera (Descargar)

    2 de octubre de 2018

    Vídeo Domund 2018

    El vídeo del Domund 2018 “Una historia de muchas historias” muestra la labor de los misioneros y busca apoyar a los 12000 misioneros españoles para que sigan cambiando el mundo.

    Vídeo Domund 2018

    Un año más, Obras Misionales Pontificias lanza el vídeo institucional del Domund, que abandera la campaña de apoyo a los misioneros en la Iglesia española.
    Este año pone en escena el caso de un misionero español real que consigue cambiar la historia de muchas personas con el Evangelio. Estas, a su vez, transformarán la vida de los que les rodean. Es una muestra de que el cambio del mundo es posible. Este misionero es un ejemplo que representa a todos los misioneros del mundo, en especial a los 12.000 misioneros españoles.
    En el vídeo se nos presentan varias historias reales de personas que han visto transformadas sus vidas gracias al encuentro con el misionero Patricio Larrosa. Los protagonistas del vídeo Domund 2018 son la muestra viva de que el anuncio del Evangelio que hacen los misioneros es capaz de transformar vidas, y dar futuro y esperanza a un pueblo.



    “Una historia de muchas historias"

    Patricio Larrosa. Es misionero en Honduras desde 1992. Nacido en una familia de campesinos en Huéneja (Granada), fue enviado como misionero a Honduras, donde se encontró una situación muy grande de pobreza, tanto material como espiritual. Movido por el Evangelio se propuso cambiar las cosas, con la ayuda de los propios pobres. El misionero no está en el vídeo. Aunque es el gran protagonista, él no aparece. Los protagonistas son Marlon, Chilo y Patricia que narran en primera persona como ha cambiado sus vidas tras el encuentro con el misionero y recibir el anuncio del Evangelio.


    Para facilitar la presentación de este vídeo a los niños y jóvenes, Obras Misionales Pontificias ofrece un guión pedagógico, para mostrarles el trabajo de los misioneros, e implicarles en la labor misionera de la Iglesia. 
    Se puede descargar aquí: https://www.omp.es/wp-content/uploads/2018/10/GuionvideoDOMUND2018.pdf

    18 de septiembre de 2018

    Mensaje del Papa Francisco para el DOMUND 2018

    Mensaje del Papa Francisco para Jornada Mundial de las Misiones


    “Junto a los jóvenes, llevemos el Evangelio a todos”

    Queridos jóvenes, deseo reflexionar con vosotros sobre la misión que Jesús nos ha confiado. Dirigiéndome a vosotros lo hago también a todos los cristianos que viven en la Iglesia la aventura de su existencia como hijos de Dios. Lo que me impulsa a hablar a todos, dialogando con vosotros, es la certeza de que la fe cristiana permanece siempre joven cuando se abre a la misión que Cristo nos confía. «La misión refuerza la fe», escribía san Juan Pablo II (Carta enc. Redemptoris missio, 2), un Papa que tanto amaba a los jóvenes y que se dedicó mucho a ellos.
    El Sínodo que celebraremos en Roma el próximo mes de octubre, mes misionero, nos ofrece la oportunidad de comprender mejor, a la luz de la fe, lo que el Señor Jesús os quiere decir a los jóvenes y, a través de vosotros, a las comunidades cristianas.

    La vida es una misión
    Cada hombre y mujer es una misión, y esta es la razón por la que se encuentra viviendo en la tierra. Ser atraídos y ser enviados son los dos movimientos que nuestro corazón, sobre todo cuando es joven en edad, siente como fuerzas interiores del amor que prometen un futuro e impulsan hacia adelante nuestra existencia. Nadie mejor que los jóvenes percibe cómo la vida sorprende y atrae. Vivir con alegría la propia responsabilidad ante el mundo es un gran desafío. Conozco bien las luces y sombras del ser joven, y, si pienso en mi juventud y en mi familia, recuerdo lo intensa que era la esperanza en un futuro mejor. El hecho de que estemos en este mundo sin una previa decisión nuestra, nos hace intuir que hay una iniciativa que nos precede y nos llama a la existencia. Cada uno de nosotros está llamado a reflexionar sobre esta realidad: «Yo soy una misión en esta tierra, y para eso estoy en este mundo» (Exhort. ap. Evangelii gaudium, 273).

    Os anunciamos a Jesucristo
    La Iglesia, anunciando lo que ha recibido gratuitamente (cf. Mt 10,8; Hch 3,6), comparte con vosotros, jóvenes, el camino y la verdad que conducen al sentido de la existencia en esta tierra. Jesucristo, muerto y resucitado por nosotros, se ofrece a nuestra libertad y la mueve a buscar, descubrir y anunciar este sentido pleno y verdadero. Queridos jóvenes, no tengáis miedo de Cristo y de su Iglesia. En ellos se encuentra el tesoro que llena de alegría la vida. Os lo digo por experiencia: gracias a la fe he encontrado el fundamento de mis anhelos y la fuerza para realizarlos. He visto mucho sufrimiento, mucha pobreza, desfigurar el rostro de tantos hermanos y hermanas. Sin embargo, para quien está con Jesús, el mal es un estímulo para amar cada vez más. Por amor al Evangelio, muchos hombres y mujeres, y muchos jóvenes, se han entregado generosamente a sí mismos, a veces hasta el martirio, al servicio de los hermanos. De la cruz de Jesús aprendemos la lógica divina del ofrecimiento de nosotros mismos (cf. 1 Co 1,17-25), como anuncio del Evangelio para la vida del mundo (cf. Jn 3,16). Estar inflamados por el amor de Cristo consume a quien arde y hace crecer, ilumina y vivifica a quien se ama (cf. 2 Co 5,14). Siguiendo el ejemplo de los santos, que nos descubren los amplios horizontes de Dios, os invito a preguntaros en todo momento: «¿Qué haría Cristo en mi lugar?».

    Transmitir la fe hasta los confines de la tierra
    También vosotros, jóvenes, por el Bautismo sois miembros vivos de la Iglesia, y juntos tenemos la misión de llevar a todos el Evangelio. Vosotros estáis abriéndoos a la vida. Crecer en la gracia de la fe, que se nos transmite en los sacramentos de la Iglesia, nos sumerge en una corriente de multitud de generaciones de testigos, donde la sabiduría del que tiene experiencia se convierte en testimonio y aliento para quien se abre al futuro. Y la novedad de los jóvenes se convierte, a su vez, en apoyo y esperanza para quien está cerca de la meta de su camino. En la convivencia entre los hombres de distintas edades, la misión de la Iglesia construye puentes inter-generacionales, en los cuales la fe en Dios y el amor al prójimo constituyen factores de unión profunda.

    Esta transmisión de la fe, corazón de la misión de la Iglesia, se realiza por el “contagio” del amor, en el que la alegría y el entusiasmo expresan el descubrimiento del sentido y la plenitud de la vida. La propagación de la fe por atracción exige corazones abiertos, dilatados por el amor. No se puede poner límites al amor: fuerte como la muerte es el amor (cf. Ct 8,6). Y esa expansión crea el encuentro, el testimonio, el anuncio; produce la participación en la caridad con todos los que están alejados de la fe y se muestran ante ella indiferentes, a veces opuestos y contrarios. Ambientes humanos, culturales y religiosos todavía ajenos al Evangelio de Jesús y a la presencia sacramental de la Iglesia representan las extremas periferias, “los confines de la tierra”, hacia donde sus discípulos misioneros son enviados, desde la Pascua de Jesús, con la certeza de tener siempre con ellos a su Señor (cf. Mt 28,20; Hch 1,8). En esto consiste lo que llamamos missio ad gentes. La periferia más desolada de la humanidad necesitada de Cristo es la indiferencia hacia la fe o incluso el odio contra la plenitud divina de la vida. Cualquier pobreza material y espiritual, cualquier discriminación de hermanos y hermanas es siempre consecuencia del rechazo a Dios y a su amor.

    Los confines de la tierra, queridos jóvenes, son para vosotros hoy muy relativos y siempre fácilmente “navegables”. El mundo digital, las redes sociales que nos invaden y traspasan, difuminan fronteras, borran límites y distancias, reducen las diferencias. Parece todo al alcance de la mano, todo tan cercano e inmediato. Sin embargo, sin el don comprometido de nuestras vidas, podremos tener miles de contactos pero no estaremos nunca inmersos en una verdadera comunión de vida. La misión hasta los confines de la tierra exige el don de sí en la vocación que nos ha dado quien nos ha puesto en esta tierra (cf. Lc9,23-25). Me atrevería a decir que, para un joven que quiere seguir a Cristo, lo esencial es la búsqueda y la adhesión a la propia vocación.

    Testimoniar el amor
    Agradezco a todas las realidades eclesiales que os permiten encontrar personalmente a Cristo vivo en su Iglesia: las parroquias, asociaciones, movimientos, las comunidades religiosas, las distintas expresiones de servicio misionero. Muchos jóvenes encuentran en el voluntariado misionero una forma para servir a los “más pequeños” (cf. Mt 25,40), promoviendo la dignidad humana y testimoniando la alegría de amar y de ser cristianos. Estas experiencias eclesiales hacen que la formación de cada uno no sea solo una preparación para el propio éxito profesional, sino el desarrollo y el cuidado de un don del Señor para servir mejor a los demás. Estas formas loables de servicio misionero temporal son un comienzo fecundo y, en el discernimiento vocacional, pueden ayudaros a decidir el don total de vosotros mismos como misioneros.

    Las Obras Misionales Pontificias nacieron de corazones jóvenes, con la finalidad de animar el anuncio del Evangelio a todas las gentes, contribuyendo al crecimiento cultural y humano de tanta gente sedienta de Verdad. La oración y la ayuda material, que generosamente son dadas y distribuidas por las OMP, sirven a la Santa Sede para procurar que quienes las reciben para su propia necesidad puedan, a su vez, ser capaces de dar testimonio en su entorno. Nadie es tan pobre que no pueda dar lo que tiene, y antes incluso lo que es. Me gusta repetir la exhortación que dirigí a los jóvenes chilenos: «Nunca pienses que no tienes nada que aportar o que no le haces falta a nadie: Le haces falta a mucha gente y esto piénsalo. Cada uno de vosotros piénselo en su corazón: Yo le hago falta a mucha gente» (Encuentro con los jóvenes, Santuario de Maipú, 17 de enero de 2018).

    Queridos jóvenes: el próximo octubre misionero, en el que se desarrollará el Sínodo que está dedicado a vosotros, será una nueva oportunidad para hacernos discípulos misioneros, cada vez más apasionados por Jesús y su misión, hasta los confines de la tierra. A María, Reina de los Apóstoles, a los santos Francisco Javier y Teresa del Niño Jesús, al beato Pablo Manna, les pido que intercedan por todos nosotros y nos acompañen siempre.

    Francisco
    Vaticano, 20 de mayo de 2018,
    Solemnidad de Pentecostés

    29 de agosto de 2018

    Materiales Domund 2018

    Invitamos a las comunidades parroquiales y colegios a trabajar y reflexionar el mensaje del DOMUND 2018, durante todo el mes de octubre. 

    Materiales Domund

    Para ello ponemos a su disposición los siguientes materiales, donde encontrarán  piezas didácticas, ilustrativas, informativas…que ayudan a entender y difundir mejor el mensaje del DOMUND y también a rezar por las Misiones.






















     
    Copyright © 2018 Misiones Canarias
    DELEGACIÓN DIOCESANA DE MISIONES Y O.M.P | DIÓCESIS DE CANARIAS